martes , 20 noviembre 2018
Ultima hora
Inicio / FISIOTERAPIA / CARDIACA / UNIDAD DE REHABILITACIÓN CARDIACA INFANTIL

UNIDAD DE REHABILITACIÓN CARDIACA INFANTIL

El Hospital 12 de Octubre ha puesto en marcha una nueva Unidad de Rehabilitación Cardiaca Infantil, dirigida a niños de entre 9 y 17 años con cardiopatías congénitas complejas intervenidos mediante cirugía.

Con su creación, la Comunidad de Madrid se consolida como referente nacional en este tipo de tratamientos de utilidad contrastada, tras la apertura en 2015 de la primera unidad de este tipo en España en el Hospital Gregorio Marañón, ha informado el Gobierno regional.

Esta nueva prestación asistencial, desarrollada de forma conjunta por profesionales del Servicio de Rehabilitación y el Instituto Pediátrico del Corazón del 12 de Octubre, pretende mejorar las condiciones físicas, mentales y sociales de estos pacientes, mediante pautas de ejercicio encaminadas a minimizar los efectos negativos de su enfermedad.


Cada paciente cuenta con un plan de atención personalizada

Cada paciente cuenta con un plan de atención personalizada que parte de una valoración inicial en la que se estudia cada caso, analizando la capacidad funcional y los posibles riesgos con la ayuda de una prueba de esfuerzo –ergoespirometría-, en la que se controlan parámetros de la función cardiaca, pulmonar y muscular durante el ejercicio.

Tras analizar los resultados, se diseña un programa de entrenamiento específico de 12 semanas de duración, en sesiones de pequeños grupos formados por 3 o 4 niños de similares edades y características. Se realizan dos sesiones semanales de una hora de duración, supervisadas por un cardiólogo pediátrico, fisioterapeuta y médico rehabilitador. Cada sesión, realizada en una sala habilitada con material específico, consta de una fase de entrenamiento de la musculatura respiratoria, otra de calentamiento, una más de entrenamiento de resistencia aeróbica y una última de vuelta a la calma y estiramiento.

Además, como parte del programa, se incluyen varias sesiones en la piscina del Servicio de Rehabilitación. Precisamente por tratarse de niños, el entrenamiento incluye juegos, carreras, relevos, mini-fútbol, mini-baloncesto, baile y deporte con apoyo de videoconsolas, entre otras actividades. La mayoría del material necesario ha sido donado por la Fundación Menudos Corazones.

El programa se complementa con sesiones de educación sanitaria para los niños y sus padres, en las que conocen mejor la enfermedad, los efectos beneficiosos del ejercicio físico, la aportación positiva de una alimentación saludable y técnicas de control de estrés y relajación.

Fuente: Redacción Médica.

Sobre Aritz Monasterio

Interesante también

PRUEBA DE BRUSH

Valoración de un derrame articular pequeño. Procedimiento: Paciente en decúbito supino. El fisioterapeuta palpa con ...

Deja un comentario