lunes , 15 julio 2024
Ultima hora
Inicio / FISIOTERAPIA / Neck Disability Index (Índice de Discapacidad Cervical).

Neck Disability Index (Índice de Discapacidad Cervical).

El Índice de Discapacidad Cervical o Neck Disability Index es la escala más usada para dolor y disfunción cervical. Desarrollada en 1989 por Howard Vernon y publicada por primera vez en el Journal of Manipulative and Physiological Therapeutics en 1991, este cuestionario es una modificación del Oswestry Disability Index (ODI) para dolor lumbar.

El NDI se considera una medida unidimensional y es también la escala para disfunción cervical más estudiada, la más antigua y la que se ha adaptado al mayor número de poblaciones. Ha sido traducido a más de 20 idiomas: entre ellos francés, italiano, alemán, holandés, griego, turco, coreano, portugués… y por supuesto también al castellano. La primera aproximación para validar la versión española es de Andrade y cols. (2008).

Se recomienda rellenar el cuestionario el primer día de consulta para establecer la línea de base, repetirlo cada 2-4 semanas y al concluir las sesiones de tratamiento para cuantificar la evolución del dolor y discapacidad cervical. La edad mínima para rellenarlo es de 15 años.

El NDI es un cuestionario que rellena el paciente, por tanto entra en la categoría de autocuestionarios y no necesita validez interexaminador. El tiempo medio de cumplimentación en castellano está entre los 6 y 8 minutos.

El Índice de Discapacidad Cervical (NDI) es un cuestionario de 10 ítems que mide la discapacidad relacionada con el dolor cervical reportada por el paciente. El NDI es el cuestionario más utilizado para el dolor cervical. Se ha demostrado que el NDI es válido al compararlo con otras medidas de dolor y discapacidad.

Las preguntas incluyen actividades de la vida diaria, tales como:

  • cuidado personal
  • levantar objetos
  • leer
  • trabajar
  • conducir
  • dormir
  • actividades recreativas
  • intensidad del dolor
  • concentración
  • dolor de cabeza

Cada pregunta se mide en una escala de 0 (sin discapacidad) a 5 (máxima discapacidad), y una puntuación general de 100 se calcula sumando la puntuación de cada elemento y multiplicándola por dos.

Un puntaje NDI más alto significa mayor discapacidad percibida del paciente debido al dolor de cuello. Se ha encontrado que el «cambio mínimamente clínicamente importante» por parte de los pacientes es del 5 o 10%.

Esta primera versión en español del Índice de discapacidad del cuello es confiable, válida y sensible al cambio. La versión española del NDI se administró 2 o 3 veces a 175 individuos con dolor de cuello (incluidos aquellos que solicitaron o no solicitar atención médica específica en un momento dado y aquellos con dolor de cuello agudo y subagudo / crónico inespecífico o postraumático).

Sobre Aritz Monasterio

Interesante también

Tres de cada diez personas padecen dolor crónico, un 20% más que a comienzos de siglo

El 30% de la población -tres de cada diez personas- sufre dolor crónico, lo que ...

Deja un comentario