lunes , 21 septiembre 2020
Ultima hora
Inicio / FISIOTERAPIA / PRUEBA DE ABOTT-SAUNDERS

PRUEBA DE ABOTT-SAUNDERS

Permite detectar una subluxación del tendón de la porción larga del bíceps en la corredera bicipital.

 

 

 

 

Procedimiento: El brazo, en abducción de 120º y en rotación externa, baja lentamente. Mientras con una mano el fisioterapeuta guía el movimiento del brazo del paciente, sitúa la otra en el hombro y palpa con el dedo índice y medio la corredera bicipital.

 

Valoración: La presencia de dolor en la corredera bicipital o un crujido articular audible o palpable indican una enfermedad del tendón del bíceps (signo de subluxación). Asimismo una inflamación de la bolsa articular puede ocasionar un crujido.

Sobre Aritz Monasterio

Interesante también

PREGUNTA PARA FISIOTERAPEUTAS

En el entorno de una entrevista clínica, estamos en el momento de formular nuestra hipótesis ...

Deja un comentario