martes , 23 abril 2024
Ultima hora
Inicio / FISIOTERAPIA / Una clínica de fisioterapia por cada 2.000 vecinos abulenses

Una clínica de fisioterapia por cada 2.000 vecinos abulenses

Ávila cuenta con una población bastante envejecida que precisa de una serie de cuidados sanitarios para su bienestar y su salud. Por otra parte, a partir de la pandemia se ha producido un importante boom de la práctica deportiva entre los jóvenes y también entre los mayores. Dos grupos de población que, aparentemente, no tienen demasiado en común, salvo en una cosa: la necesidad de acudir al fisio. Es por eso que en Ávila están aflorando, desde hace varios años, tantas clínicas de fisioterapia (aunque también cierran muchas). Bueno, por eso y por la presencia de los estudiantes de la Escuela Nacional de Policía que, en muchos casos, también necesitan de estos servicios para su desarrollo profesional.

Según los datos del Registro de Centros Sanitarios de la Junta de Castilla y León, en Ávila capital hay 32 clínicas de fisioterapia activas. Y hay previsiones de que pueda abrirse alguna más antes de final de año. Con un censo poblacional de 58.548 habitantes, la estadística arroja un ratio de 1.829 clientes por clínica. Un dato que refleja la gran demanda de este sector sociosanitario en la ciudad debido a esas dos premisas iniciales: el envejecimiento y el deporte. Si se incluye al resto de la provincia en este análisis hay que sumar 26 centros de fisioterapia más. En total, hay 58 clínicas en todo el territorio abulense para una población global de 160.122 personas. En este caso, el ratio asciende a 2.754 personas por consulta. Obviamente, hay que tener en cuenta que la mayoría de los 248 municipios de la provincia no cuentan con este tipo de servicio y que esos 26 centros se concentran en 13 localidades, muchas de ellas situadas en el top-10 de más habitantes del territorio abulense.: Arévalo, Arenas de San Pedro, Las Navas del Marqués, El Barco de Ávila, Sotillo de la Adrada, La Adrada, El Barraco, Burgohondo, Candeleda, Navaluenga, Piedralaves, San Pedro del Arroyo y El Tiemblo.

A nivel autonómico, solo Soria supera a Ávila en el ratio de personas/clínicas. En el territorio soriano hay 40 centros de fisioterapia en la provincia, de los cuales, 25 se encuentran en la ciudad. Con una población total de 89.528 (40.033 en la capital) esto arroja un índice de 2.238 personas/clínica en la provincia y de 1.601 personas/clínicas en Soria capital. El listado completo por ciudades es el siguiente: Soria (1.601), Ávila (1.829), León (2.063), Salamanca (2.112), Segovia (2.121), Burgos (2.530), Zamora (2.374), Palencia (2.723) y Valladolid (3.668). Y por provincias, la cosa queda de la siguiente manera: Soria (2.238), Ávila (2.754), Salamanca (3.056), Segovia (3.106), Burgos (3.219), León (3.450), Palencia (3.586), Zamora (4.392) y Valladolid (4.613).

Sin embargo, a pesar de que estos datos podrían parecer una barbaridad, Ávila no llega aún al ratio que pretende la Organización Mundial de la Salud. Según sus estudios, tendría que haber un fisioterapia por cada 1.000 habitantes. Ávila y Soria se acercan, pero están todavía lejos de ese índice.

Las clínicas de fisioterapia se ubican en los municipios con más población, tanto en Ávila como en el resto de territorios castellanoleoneses. Sin embargo, los pueblos menos poblados (y donde hay más personas de la tercera edad) no cuentan con estos servicios tan necesarios para ellos. Quizás una necesidad que se debería subsanar para que este sector poblacional no tenga que desplazarse hasta otras localidades para que les traten. Es eso, o sufrir patologías o dolores que les pueden lastrar su calidad de vida.

La UCAV es el único centro en el que se imparte el Grado en Fisioterapia en la provincia. De aquí han salido la mayoría de los fisioterapeutas titulados que ejercen su labor en el territorio. Por no hablar de aquellos y aquellas que trabajan fuera o lo hacen en hospitales, sanatorios o clubes deportivos. El Colegio Profesional de Fisioterapeutas de Castilla y León tiene registrados 230 profesionales del sector en Ávila, que realizan su labor tanto en centro públicos como en clínicas privadas. Esto refleja el  gran éxito de la formación y de la demanda que tiene. Una sección del ámbito sanitario que cuenta con mucho futuro y presente.

El intrusismo laboral en el ámbito de la fisioterapia, un mal que conviene denunciar

Hace un mes, saltó a la luz la sanción que la Junta de Castilla y León había interpuesto a un centro de masajes y osteopatía por publicidad engañosa y falta de autorización sanitaria. Diario de Ávila se ha puesto en contacto con Enrique García, coordinador de la sección de intrusismo del Colegio Profesional de Fisioterapeutas de Castilla y León, para tratar el intrusismo en la fisioterapia.

La mayoría de denuncias que reciben son de clientes. Es la manera más habitual de investigar a los centros que realicen prácticas fraudulentas. Aunque claro, no todo es denunciable. «Si un usuario acude a un centro de masajes por una patología y el responsable no le deriva a un profesional sanitario, eso sí es denunciable», expone el Enrique García.

«Nosotros interponemos la denuncia ante Sanidad con pruebas. Ellos realizan la inspección y, en función de lo que observen, ponen una sanción u otra», comenta. Las sanciones suelen ser económicas que pueden variar entre los 600 y los 3.000 euros. La sanción más extrema es el cierre de la clínica, aunque «es muy difícil que Sanidad clausure un centro», explica García.

Fuente: Diario de Ávila

Sobre Aritz Monasterio

Interesante también

NIVELES DE LOS PRINCIPALES DERMATOMAS

Deja un comentario